Superposición del sitio

Categoría: Dios

Si no hubiera sido por Dios…

Si no hubiera sido por Dios… Un día desperté con temor, con ansias locas de escapar de la realidad que me atormentaba, del dolor que atenazaba mi alma impidiéndome pensar con claridad, anhelante de fugarme del hoy que no me permitía vivir a plenitud comoSeguir leyendoSi no hubiera sido por Dios…

EL TE QUIERO QUE NUNCA DIJIMOS…

EL TE QUIERO QUE NUNCA DIJIMOS… Creo que todo ser humano ha sufrido una de esas noches, o madrugadas, en las que no logramos conciliar el sueño con nada, observando bocarriba el techo de la habitación y hallando mil maneras de no dormir, aunque queramos.Seguir leyendoEL TE QUIERO QUE NUNCA DIJIMOS…

Mi pueblo no escucha, por Peter Vergara

Mi pueblo no escucha Desde el comienzo de la bendita pandemia nos vimos encerrados prácticamente en nuestros hogares, siguiente unas directrices establecidas por nuestro llamado gobierno para evitar en lo posible el contagio y la propagación por ende del virus. Se prometieron muchas cosas comoSeguir leyendoMi pueblo no escucha, por Peter Vergara

Perder la vida, un momento de reflexión para matar el aburrimiento y abrir los ojos

Perder la vida ¿Perder la vida? Quizás al leer esta interrogante pienses que me refiero al momento en que acaba nuestra existencia en este mundo, cuando exhalamos el último hálito de vida y morimos terrenalmente. Nada más lejos de la cruda realidad a la queSeguir leyendoPerder la vida, un momento de reflexión para matar el aburrimiento y abrir los ojos

El muerto que todos llevamos encima…

Ayer fui a llevar a mi esposa a un seminario de mujeres en una iglesia de Arecibo, ciudad que queda bastante cerca de nuestro hogar en Manatí, y como la actividad, como dije anteriormente, era únicamente para mujeres, pues ni corto ni perezoso, me fuiSeguir leyendoEl muerto que todos llevamos encima…Seguir leyendoEl muerto que todos llevamos encima…

Un clamor que sí llega, cuando sinceramente crees…

Las peticiones que se hacen desde el corazón, con genuino sentimiento y gozo, y una plena convicción de que serán en su momento contestadas, es lo que convierte un día rutinario y repleto de dificultades en uno en el que sonreímos por el simple hechoSeguir leyendoUn clamor que sí llega, cuando sinceramente crees…Seguir leyendoUn clamor que sí llega, cuando sinceramente crees…

Papá, no será fácil decirte adiós…

Hace más de una década perdí a mi madre, Elsie, víctima de una mortal enfermedad que terminó con su vida. Fueron meses de interminable agonía en los que toda su familia y amistades veían en primera fila cómo un ser humano tan amado por nosotrosSeguir leyendoPapá, no será fácil decirte adiós…Seguir leyendoPapá, no será fácil decirte adiós…

Todo a su tiempo

En el tedioso proceso de crecer y perseguir un sueño el desaliento muchas veces nos sorprende en plena faena, y sentimos nuestras fuerzas flaquear ante la inmensidad de la empresa que deseamos acometer, y nos caemos, estrepitosamente, incrédulos por la magnitud del sentimiento de derrotaSeguir leyendoTodo a su tiempoSeguir leyendoTodo a su tiempo

El vacío que no llenamos, o lo que perdemos por no saber vivir

El vacío que no llenamos, o lo que perdemos por no saber vivir
 No somos eternos. Tampoco infalibles. Cometemos errores. Algunas veces aprendemos; otras, seguimos metiendo la pata una y otra vez como esa fuera nuestra naturaleza humana por nacimiento. Creemos que viviremos por siempre,Seguir leyendoEl vacío que no llenamos, o lo que perdemos por no saber vivirSeguir leyendoEl vacío que no llenamos, o lo que perdemos por no saber vivir

Bajo ataque: María, once meses después… (4to artículo de María, el monstruo nos atacó)

<em>Bajo ataque: María, once meses después…</em> Pareciera como si esas interminables horas de terror vividos bajo el asedio despiadado de María no hubiesen finalizado, todavía. Salimos a las calles en la mañana y vemos, consternados, como muchas casas y calles de nuestros pueblos lucen sinSeguir leyendoBajo ataque: María, once meses después… (4to artículo de María, el monstruo nos atacó)Seguir leyendoBajo ataque: María, once meses después… (4to artículo de María, el monstruo nos atacó)

Tu vida no termina por una mala decisión

Ni una mala decisión, o varias, son suficientes para que afirmes que tu vida entera ha terminado, y cuando digo vida entera no me refiero a que te mueras en ese preciso instante, ni de que te arrojes por un barranco, o te atravieses enSeguir leyendoTu vida no termina por una mala decisiónSeguir leyendoTu vida no termina por una mala decisión

Cuando mis ojos lloraron hoy

<strong><em>Cuando mis ojos lloraron hoy</em></strong> Las primeras horas del amanecer siempre son las más oscuras en mi vida, pues la tristeza que me asola es compañera inseparable que nunca se aleja, aunque le caiga a patadas, ni la desazón que me invade tiene compasión conmigoSeguir leyendoCuando mis ojos lloraron hoySeguir leyendoCuando mis ojos lloraron hoy

¿Cómo amaneciste hoy? (Tu Peor Enemigo)

¿Cómo amaneciste hoy? Buena pregunta, ¿verdad? Sin embargo, es una interrogante que nos formulamos cada día al levantarnos de la seguridad de nuestra cama, y en la gran mayoría de las ocasiones, quisiéramos arroparnos nuevamente, cerrar nuestros ojos, y volver a ese calorcito agradable queSeguir leyendo¿Cómo amaneciste hoy? (Tu Peor Enemigo)Seguir leyendo¿Cómo amaneciste hoy? (Tu Peor Enemigo)

María, el huracán que transformó nuestras vidas, en PDF (3 artículos)

<em>María, el monstruo que no esperábamos…</em>   Al momento de escribir esta serie de artículos, lo único que me motivaba a hacerlo era plasmar por escrito los sucesos de esa amarga fecha del 20 de septiembre de 2017 cuando María irrumpió violentamente en nuestra islaSeguir leyendoMaría, el huracán que transformó nuestras vidas, en PDF (3 artículos)Seguir leyendoMaría, el huracán que transformó nuestras vidas, en PDF (3 artículos)

Cansado y sin fuerzas (1)

Cansado y sin fuerzas ¿Quién no se ha sentido así en ocasiones? ¿O siempre? ¿Uno de esos días que se convierten en meses y luego años, y parecen no tener fin? La desesperación hace presa de ti, te agarra por la cabeza, tu mente, tusSeguir leyendoCansado y sin fuerzas (1)Seguir leyendoCansado y sin fuerzas (1)

Perdiendo se gana

Perdiendo se gana… Cuando los símbolos de lo que es o fue tu vida se van, dejan en muchas ocasiones un vacío, un sentimiento de futilidad sin límites que no sabes si algún día también se irá. Por lo menos, en la gran mayoría deSeguir leyendoPerdiendo se ganaSeguir leyendoPerdiendo se gana

Scroll Up